Comer sin soja, todo lo que necesitas saber

Comer sin soja, todo lo que necesitas saber

En Smartfooding hemos vivido en nuestras propias familias lo que significa ser alérgico a algún alimento, por ello, hoy queremos hablaros de la alergia a la soja. Así que si te han diagnosticado de alergia a la soja o tienes algún familiar o amigo que la padece, desde Smartfooding os damos toda la información que necesitas saber sobre cómo manejar esta alergia tan especial. 

   

¿Cómo se manifiestan las alergias alimentarias?

Antes de entrar en materia, vamos a explicar qué es una alergia alimentaria. 

Las reacciones alérgicas son reacciones causadas por error por el sistema inmunitario, el cuál reconoce algún componente del alimento ingerido como una amenaza para el cuerpo y lo ataca. Este componente es llamado alérgeno, que es el que provoca la reacción alérgica y son proteínas implícitas de cada tipo de alimento. 

La reacción alérgica tiene dos fases:

  1. Fase de sensibilización: Es la primera fase y es cuando tu sistema inmune empieza a reaccionar creando anticuerpos para luchar contra el alérgeno.

  2. Fase sintomática: Empiezas a tener los síntomas típicos de las alergias alimentarias como hinchazones, picores, tos, eccemas, dolor en el estómago, vómitos, diarrea, rinitis, problemas para respirar, etcétera. Aunque, normalmente, los síntomas más comunes de una reacción alérgica de soja son gastrointestinales.

    

¿Cómo puedo saber si tengo alergia a la soja?

En el caso de que presentes síntomas característicos de las reacciones alérgicas, sobre todo malestar gastrointestinal después de comer soja o derivados de ésta, te recomendamos que acudas al médico para evitar cualquier inseguridad alimentaria y para cuidar de tu salud.

    

¿Qué alimentos debo evitar si soy alérgico a la soja?

La soja forma parte de la familia de las legumbres ya que se encuentra en las habas de soja. Es uno de los alimentos más usados por la industria alimentaria y que fácilmente se puede encontrar en alimentos manipulados y procesados. Además, es un alimento que provoca muchas reacciones alérgicas, sobre todo en lactantes e infantes, aunque también en adultos.

Si eres alérgico a la soja o tu hijo/a lo es, es recomendable que realices una dieta estricta sin soja y sin todos sus derivados como tempeh, tofu, tamari, miso, bebida vegetal de soja, yogures de soja, salsa de soja, aceite de soja, productos japoneses y chinos. También en alimentos manipulados, como carnes procesada, salsas, productos de bollería y pastelería, panes, pizzas, galletas, caldos vegetales, pastillas de caldo, mezcla de harinas, almidones, leches infantiles de fórmulas, chocolates, cacaos, batidos de zumos, de chocolate, alimentos fermentados, productos sin gluten… Es muy importante leer las etiquetas de cada producto ya que la soja puede encontrarse en los productos nombrados anteriormente y en otros que no imaginabas. En el envase puede aparecer la palabra “soja” o “contiene soja” o “puede contener trazas de soja”.
La única manera de evitar los síntomas de reacción alérgica a la soja es evitar totalmente cualquier contacto con ella y sus derivados. 

Si estás preocupado por si tu hijo/a pudiera tener alergia a la soja (ya que presenta síntomas de manera frecuente), te sugerimos que realices una dieta sin soja ni derivados y que consultes a tu pediatra. Hay pruebas cutáneas para identificar las alergias alimentarias. Para más dudas o si quieres consultar más sobre las alergias y sus pruebas te dejamos este link: https://kidshealth.org/es/teens/allergy-tests-esp.html. Es un portal médico destinada a padres, niños y adolescentes.

    

¿Qué puedo comer si soy vegano y tengo alergia a la soja?

Hoy en día hay muchas opciones para realizar una dieta saludable y equilibrada si eres vegano y tienes consciencia de la importancia que tiene en tu salud.

Como ya hemos dicho la soja forma parte del grupo de las leguminosas junto con los garbanzos, lentejas, habas, judías blancas, guisantes y cacahuetes. Las legumbres contienen proteínas vegetales ricas en fibra y en vitaminas y minerales, por lo que una opción sería sustituir la soja por las otras legumbres (comprobando siempre la tolerancia y los síntomas después de comerlas).
También sería recomendable añadir pseudocereales como la quinoa, el trigo sarraceno y el amaranto debido a su alto contenido en proteínas vegetales, fibra, ácidos grasos poliinsaturados y en vitaminas y minerales.

Respecto a los derivados de las soja como tofu, tempeh, tamar, miso, nata de soja para cocinar, soja texturizada, etcétera, se pueden sustituir fácilmente por otros que también contienen proteínas vegetales como seitán, salsa de coco o de avena para cocinar, frutos secos, semillas de chía, semillas de amapola, amaranto, algas, camu o bayas de goji. Con todos ellos puedes recrear un montón de recetas veganas muy originales  y deliciosas como hamburguesa vegetal con lentejas y alga, lasaña vegetal con seitán y bechamel de nata de avena, etcétera.

   
Alergias cruzadas

La alergia cruzada ocurre cuando comes un alimento que tiene proteínas similares al alimento al que eres alérgico y, como consecuencia, tu cuerpo reacciona creando una reacción alérgica. Si eres alérgico a la soja es más común que tengas alergia cruzada a los alimentos que son de la misma familia, las legumbres y la leche de vaca. Para más información puedes consultar la entrevista que le hicimos a la Doctora Olga Luengo, alergóloga e investigadora del Hospital Vall de Hebron y nuestro post sobre alergias cruzadas.

Si tienes curiosidad en aprender más sobre alergias o intolerancias alimentarias como intolerancia al gluten, a la lactosa o alergias a los frutos secos, o simplemente tienes dudas sobre ello, te recomendamos que visites nuestros posts, escritos por nuestras nutricionistas-dietistas.

            

Elena Vicente - Dietista-nutricionista en Smartfooding

     

Post realizado por Elena Vicente.  

Dietista-nutricionista apasionada por la cocina y el buen comer. Le encanta degustar platos de todos los países y probar nuevos alimentos.

Enamorada de Lisboa, estuvo formándose varios meses en un hospital oncológico de la ciudad. Ahora habla 4 idiomas y quiere aprender uno más: alemán.

  

Publicado el 25/05/2018 por Elena Vicente Noticias nutrición 0 6521

Dejar un ComentarioResponder

No hay productos

Por determinar Envío
0,00 € Total
Ahorras 0,00 €

Pagar